spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
Más

    Mantenimiento, el aliado de una operación non-stop

    on

    |

    comments

    La excelencia operativa se trata de las mejores prácticas y procesos para optimizar los resultados de una organización.

    Es la pieza fundamental para apuntalar las características de una empresa competitiva al utilizar métodos y herramientas innovadoras que permitan lograr en tiempo y forma la excelencia logística también se trata de tener muy claras las formas de medir la productividad para asegurar medidas de desempeño.

    Se trata de crear valor a través de la optimización del trabajo realizado por el talento humano en las instalaciones, así como mantener la infraestructura de la que depende la producción de los bienes en su punto óptimo de operación.

    Según Dematic, ninguna organización puede esperar alcanzar la excelencia operativa si los activos necesarios e indispensables para producir y mover los bienes que venden están operando a niveles inferiores, con paradas inesperadas o en condiciones que francamente exigen su sustitución.

    Karla García, Customer Services Account Manager en Dematic, dijo:

    “Muchas empresas que hacen un uso intensivo de equipamiento de automatización y maquinaria siguen usando estrategias reactivas de mantenimiento, es decir, reparaciones, para administrar su infraestructura de movimiento de materiales”.

    “Pero es ya bien sabido que el mantenimiento reactivo no solamente puede costar a las empresas en forma de aumento del tiempo de inactividad y pérdidas de productos, sino que los altos no planificados o las fallas de estos equipos pueden provocar incidentes de salud y seguridad ambiental”.

    La gestión de mantenimiento preventivo implica la administración general de los activos físicos dentro de un almacén o centro de distribución que impactan directamente en las operaciones.

    Se ha comprobado que reduce el tiempo de inactividad no planificado, aumenta la disponibilidad de los activos, disminuye los costos de mantenimiento y reduce el riesgo de fallas para los activos que son más críticos para las operaciones.

    Impulsado por la analítica, Dematic, proveedor líder de soluciones intralogísticas, utiliza tecnología digital para obtener una visión integral del manejo de las órdenes (su suministro y ubicación en el lugar indicado), el rendimiento de los activos y la salvaguarda de los productos que deben ser despachados.

    Aunque una estrategia eficaz es más que instalar sensores o soluciones tecnológicas que controlen los sistemas y activos, lo más importante es que evitan –en la mayor medida posible– el paro de actividades de la operación.

    Y es que, ante la aparición de problemas, las personas pasan al modo “bomberazo” en el que simplemente es necesario y urgente solucionar el problema lo más rápido posible de manera que el Centro de Distribución pueda volver a su ritmo normal de movimiento de materiales, tanto en el sentido de recepción de productos como el picking y generación de mix para despachos.

    Por supuesto, cuando esto se ha convertido en un modo de trabajo, los problemas recurrentes quedan sin resolver, la calidad se resiente y las fallas en los equipos se vuelven más frecuentes.

    Cada equipamiento y sistema está diseñado y configurado para operar de una manera específica y para cumplir un propósito previsto.

    Así, si se trata de mantener el rendimiento de los equipos, muchas empresas ya se centran de forma natural en los detalles técnicos de recopilación y procesamiento de la información.

    Si bien las nuevas tecnologías como los dispositivos IoT, los sensores integrados y las capacidades de telemetría estandarizadas pueden ofrecer información en tiempo real sobre las operaciones, los datos solamente son útiles cuando sabemos cómo interpretarlos y cuando se trabaja en un entorno que permite la colaboración e intercambio de información en toda la empresa.

    De acuerdo con el informe de Dematic:

    “Trazabilidad en las operaciones logísticas: herramientas y tecnologías para obtener un control exhaustivo”, la necesidad de soluciones basadas en la nube que sean capaces de “integrar datos de múltiples fuentes operativas gestionando todo el ciclo de vida de una instalación de principio a fin con el propósito de informar a sus usuarios del rendimiento del mismo, permitiendo tomar decisiones estratégicas a partir de información detallada y exhaustiva sobre cada parte del proceso”.

    García refiere:

    “Muy enfocado a garantizar esa trazabilidad e información, el software ofrece adaptabilidad y es una solución inteligente capaz de conectar los sistemas de operaciones, mantenimiento y análisis del almacén, en un solo ecosistema integrado, sacando el máximo partido de los recursos, aumentando su rendimiento operativo y en definitiva mejorando los resultados empresariales”.

    Comparte
    Tags

    Te puede interesar

    Artículos recientes

    Noticias relacionadas