spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
Más

    Conoce los retos y oportunidades de la industria automotriz

    on

    |

    comments

    México es uno de los principales hubs de manufactura a nivel mundial.

    Cabe señalar que el 27% del PIB proviene de manufactura avanzada, 90% de la industria manufacturera representa valor exportable, y genera 4.3 millones de empleos.

    Dada la relevancia de dicha industria, EY, realizó un análisis sobre las perspectivas, los retos y las oportunidades de la industria automotriz y de manufactura para lo que resta del año.

    Consecuencia ante incertidumbre

    Las empresas manufactureras nacionales en México muestran una contracción en sus planes de inversión.

    En 2021 la manufactura creció 16.3% y continúa ofreciendo ventajas competitivas en comparación con otros países.

    Los costos de producción y mano de obra competitivos, cercanía con Estados Unidos y Canadá, atractivos programas de exportación y el T-MEC.

    Cabe destacar, que las 6 entidades que contribuyen con mayor porcentaje del PIB de manufactura son Coahuila, Querétaro, Estado de México, Aguascalientes, Guanajuato, Puebla y San Luis Potosí.

    Principales riesgos

    La alta dependencia de exportaciones con Estados Unidos.

    La falta de mano de obra calificada.

    La reducción de la demanda nacional.

    Francisco Bautista, Socio Líder de Manufactura Avanzada y Movilidad de EY Latinoamérica Norte, comentó:

    “La inflación del 7% representa un impacto en la oferta y la demanda en la industria automotriz”.

    “Así como otras consecuencias como presiones en la cadena de suministro por escasez de microprocesadores”.

    “Por un lado, el impacto en la oferta se ve reflejado en el incremento en el costo de los insumos y mano de obra, escasez de insumos y aumento en los costos de transportación”.

    “El impacto en la demanda (ventas nacionales y exportaciones), se puede observar en el incremento del precio de los vehículos, aumento en las tasas de interés y créditos”.

    “También cambios en las preferencias de los consumidores (vehículos híbridos y eléctricos)”.

    La pandemia de COVID-19 provocó escasez de semiconductores para la industria automotriz, lo que ha provocado limitaciones en la cadena de suministro, incluyendo la paralización de la producción.

    Dicha escasez tendrá consecuencias a corto, mediano y largo plazo para la industria.

    Corto plazo

    Los fabricantes de automóviles de todo el mundo han detenido o ralentizado temporalmente la producción de vehículos.

    Mediano plazo

    Los operadores de la cadena de valor tendrán que emprender iniciativas para combatir el desequilibrio entre la oferta y la demanda.

    Largo plazo

    Se deberá considerar un suministro alternativo para los requerimientos de semiconductores.

    El desequilibrio entre la oferta y la demanda, aunado a la situación geopolítica, se convierte en una preocupación para los principales mercados.

    “Los fabricantes de automóviles tendrán que colaborar con las fundidoras para mejorar la visibilidad de la capacidad.

    “La industria automotriz tendrá que reevaluar su cadena de suministro, sus inventarios y sus capacidades internas para evitar una crisis similar en el futuro”, dijo Bautista.

    Presión en insumos para la industria automotriz.

    Lithium – Ion

    El incremento en la demanda de vehículos eléctricos continuará generando presión para incrementar la producción.

    Semiconductores

    Modelo just in time generó un gap en la producción. La industria terminal automotriz tendrá que reevaluar su modelo de compras, inventarios, supply chain y capacidades internas de producción.

    Acero

    Habrán presiones por incrementar la producción y reducción de restricciones arancelarias continuarán siendo prioridad.

    Las compañías productoras de acero buscan reducir emisiones de carbón.

    Aluminio

    El precio del aluminio se encuentra a su máximo nivel en los últimos 10 años. La demanda y retos a las cadenas de suministro continuarán generando presiones a corto y mediano plazo.

    Tendencias 2022

    Automotriz

    Baja demanda, transformación digital y omnicanalidad enfocada a la experiencia digital.

    Manufactura

    Modelos más resilientes en la cadena de suministro, manufactura sustentable, Industria 4.0 y falta de mano de obra.

    Transportación

    Aversión al transporte público y aéreo, movilidad autónoma, impulso a los modelos de Mobility as a Service (MaaS) y caída en el gasto público.

    Urbanización

    Retorno de las ciudades al campo por incremento del teletrabajo.

    Y retos en las ciudades por infraestructura, contaminación y caída de la inversión.

    Comparte
    Tags

    Te puede interesar

    Artículos recientes

    Noticias relacionadas

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí